6.8.18

Fargo, claves de la cuarta temporada con Chris Rock

La cuarta temporada de Fargo estará protagonizada por el cómico Chris Rock, y comenzará a rodarse en 2019.


Con Fargo me ha pasado que sus dos primeras temporadas (primera y segunda) me parecieron ficciones televisivas originales y muy superiores a la media. Con la tercera entrega se rompió el hechizo. La vi entera, pero no me emocionó como las anteriores ni me pareció tan extraña y atractiva, así que no desgrané todas sus curiosidades. Nos llegan ahora noticias de que Chris Rock, cómico, actor (creador de la serie Todo el mundo odia a Chris y al que he visto últimamente en la infumable comedia de Netflix, con Adam Sandler, La peor semana) y presentador de los Oscar en 2016, será el protagonista de la cuarta temporada, con una trama un tanto alocada (más de lo habitual).

Descrita como una historia de "inmigración y asimilación, y de las cosas que hacemos por dinero", la cuarta temporada está ambientada en 1950 en Kansas (Missouri), donde los cabecillas de dos sindicatos delictivos –uno italiano, otro afroamericano– han firmado una paz incómoda intercambiando a sus hijos. Rock interpreta al líder afroamericano que ha entregado a su hijo a su enemigo, y que debe criar al hijo de su némesis como propio. El jefe de la mafia italiana, que ingresa en el hospital por una cirugía de rutina, muere, así que todo cambia. Supongo que el hijo de Chris Rock se hará líder del bando contrario al de su padre y se convertirá en su némesis. Noah Hawley regresa como productor con el apoyo en la producción de los hermanos Coen.

Recordemos que Billy Bob Thornton y Martin Freeman fueron los protagonistas de la primera entrega, que ganó tres Emmy, incluidas mejor miniserie. La segunda, ambientada en 1979, contó con Kirsten Dunst, Jesse Plemons y Jean Smart, y ganó dos Emmy. La tercera, ambientada en 2010, fue protagonizada por Ewan McGregor (en un doble papel), Carrie Coon y Mary Beth Winstead, y no se llevó ningún Emmy. Con esta tendencia, bien lo tiene que hacer Chris Rock y compañía para remontar y volver a ser la Fargo televisiva que tanto me gustaba.

No hay comentarios: