20.11.17

Ray Donovan 5x12 (final) por pelotas

(con spoilers del último episodio de Ray Donovan de la quinta temporada)


Ray Donovan sigue atormentado por la muerte de Abby. Esto ha llevado a los creadores de la serie a inventarse momentos más allá de sus alucinaciones con Marilyn Monroe: Ray ve a su mujer como un fantasma al que persigue, para tirarse tras él, suicidándose, pero cayendo al agua. La última escena de esta temporada es Ray bajo el agua, flotando, con los ojos cerrados. No ha superado su muerte, pero tampoco los abusos sexuales del cura que padeció de pequeño. Todas estas imágenes se mezclan en varias escenas que, en principio, parecen no tener conexión, pero sí que la tienen. Ray Donovan sueña con pelotas, sufre por pelotas y va a salir adelante, efectivamente, por pelotas.

En su última sesión, el terapeuta le dice que confíe en él y Ray recuerda las mismas palabras del cura, mientras se levantaba la sotana y le enseñaba su pene.

En el episodio anterior (5x11) Ray, exhausto, duerme y sueña que forma parte del público en un programa de cocina, donde el cocinero es el tipo que tenía el dinero de Bunchy y su mujer, muy ochentera, le anima a participar. Ray hace hasta un bailecito, como si no fuera Ray, sólo un tipo feliz que quiere pasárselo bien en el programa. En ese momento, sale Terry vestido de payaso, y al pasar junto a él le agarra del paquete. Más pelotas.

Pero ahí no queda la cosa, porque en otro momento del episodio 5x11 en el televisor se ven imágenes de la sitcom Apartamento para tres, en la que el protagonista (John Ritter) se levanta la toalla y sin que lo veamos suponemos que se le vería el pene pues acaba de salir de la ducha. Los muy fans de la serie recordarán que en el episodio 3x3 Ray Donovan está viendo esta misma escena y se ríe con la serie.

Ray acaba cansado hasta de sí mismo. Los guionistas ya han confirmado que la octava temporada tendrá lugar en Nueva York. Su hijo Conor se alista en el ejército (uno menos), supuestamente para que su padre deje de creer que es un pringado. Me sorprende que Ray no lo niegue y deje que su hijo se juegue la vida sólo por ganarse su complicidad. Ray le regala a Bunchy el bar. Bunchy se queda con su perro y con el bebé, pues Teresa le fue infiel y no se lo perdona.

Con su padre Mickey en la cárcel, Ray puede irse a Nueva York acompañando a su hija Bridget, que ha conseguido que operen a Smitty, su novio, enfermo terminal de cáncer. Ray ha matado al enemigo acérrimo de Samantha (Susan Sarandon) como pago de la ayuda de ésta para que presionase a la cirujana (Kim Raver) que opera al chaval (no nos cuentan cómo). Terry se queda en el ring, ayudando al chaval negro, cuyo padre ausente también quiere sacar tajada ahora.

Lo más interesante de esta temporada ha sido ver cómo volvían a implicar a Mickey en otro de sus marrones, de esos que siempre salpican a sus hijos. Me ha parecido floja cuando insistía en los flashbacks de la muerte de Abby y ésta volvía a aparecer. Tantos saltos en el tiempo creo que no han funcionado a lo largo de tantos episodios, aunque el episodio 5x1 fue la leche, la verdad.

Y me ha hecho mucha gracia el guiño a las galletas Oreo (5x11), cuando Mickey se siente como el relleno blanco de una de estas galletas, entre su hijo Daryll y Linda, y le dice a Daryll que no le hace gracia porque es un racista. [Más galletas Oreo en series]

5x1, 5x3, 5x6
Adelanto de la 5T (lo que sabemos de la quinta temporada de Ray Donovan).  
Así terminó la 4T de Ray Donovan.
Las alucinaciones en Ray Donovan.
Tercera temporada.
Segunda temporada.

1 comentario:

misantropo dijo...

Si nos dicen como consiguen que operen al chaval: Retiran a la Doctora toda la financiación de sus investigaciones.