29.6.17

Better Call Saul 3x10 (finale), claves de la cuarta temporada

El último episodio de la tercera temporada de Better Call Saul, llamado Farol (Lantern) y dirigido por Peter Gould (el primero que no escribe pero sí dirige), coloca a los personajes en el punto de partida para la cuarta temporada de la serie, que ya está confirmada. Las vidas de todos dan un giro que no por esperado resulta menos sorprendente. En la intro, una taza cae al suelo y se rompe. Ése es el tono: hay que romper con todo. Vida nueva.

Episodio 3x1
Episodio 3x2
Episodio 3x3
Episodio 3x4 
Episodio 3x5
Episodio 3x6
Episodio 3x7
Episodio 3x8
Episodio 3x9



(a partir de aquí con spoilers)

EL FAROL DE CHUCK

Equívoco título en español que, creía, hablaría del último "farol" que se echaría Jimmy para salirse con la suya. Este "farol", sin embargo, remite a un leit motiv de Chuck, su "linterna" de gas. En un flashback, al inicio del episodio 3x10, Chuck le lee un cuento a Jimmy dentro de una tienda de campaña. Jimmy está impaciente por saber cómo acaba y Chuck, a la luz de un farol, le pide tranquilidad, que todo se solucionará al final de la historia. En la vida real, muchos años después, Chuck no supera el despido-jubilación que le impone Howard, deja el bufete y recae en su obsesión enfermiza, buscando por toda su casa el origen del aparato eléctrico que, a pesar de haberlo apagado todo, sigue en funcionamiento.

Aunque Jimmy le visita en son de paz, y con el ánimo de volver a ser lo que son, hermanos, Chuck le da la espalda. No quiere saber nada de Jimmy. Chuck ya ha decidido que está acabado, que no puede enfrentarse a sus demonios, así que se encierra en su casa, la desmantela buscando puntos eléctricos, hasta que acaba sentado dándole puntapiés a una mesa para que caiga un farol al suelo, lo que provoca un incendio. Jimmy ya le avisó de que tener faroles por casa era peligroso, pero a Chuck no le importaba lo que le dijera su hermano. Para Chuck, Jimmy es el origen de sus problemas, de su enfermedad, de que le hayan echado del bufete, de su muerte. Y en la cuarta temporada, éste será uno de los mazazos que condicionarán la forma de ser de Jimmy. Si le afecta qué opinarán unas viejas entre ellas, imagínate lo que supondrá sentir que es el culpable del suicidio de Chuck.

En el flashback, Chuck lee Las aventuras de Mabel, que ya salía en el episodio 3x1 (Mabel), al igual que el farol y el bate de beisbol con el que Chuck romperá el cajetín de su casa de la electricidad. Por cierto, al final del episodio se muestra el teléfono de asistencia para prevenir los suicidios.

EL CAMBIO DE KIM
Si a Chuck le condiciona (hasta quererse matar) su despido del bufete (es decir, no volver a trabajar, no encontrar un propósito en la vida), a Kim, convaleciente en el hospital, le cambia radicalmente el accidente de coche del que no recuerda nada, absorta en su trabajo. Como Chuck, Kim estaba obsesionada con su trabajo, tal vez, lo único que le podía reportar cierta satisfacción personal. Curiosamente, además, como Chuck, Kim ha tenido que "enfrentarse" también a Howard, al que también se la tenía jurada. Estoy segura que la muerte de Chuck afectará profundamente a Kim y, en efecto, a su relación con Jimmy.

En una pareja en la que parece que es ella la que toma la riendas de las situaciones y avanza hacía adelante sin mirar atrás, ahora se cambian los papeles. Jimmy se muestra realmente preocupado por Kim, y ella también le mira, podríamos decir, de manera diferente. Estos dos se quieren, y lo demuestran como pocas veces lo hacen, acariciándose la mano o besándose furtivamente. Jimmy ayuda a Kim, recoge los folios de la carretera, le prepara la comida, la arropa en la cama… Pero ella está enfadada consigo misma, como si no quisiera ser esa Kim débil, que espera en la cama y a la que le tienen que dar de comer. Por eso, aun magullada, se pone en pie y pretende seguir con su vida. Jimmy accede a alquilar el local, le importa "una mierda" el bufete, sus prioridades son otras: ella. Y Kim se asusta al recordar cómo cruzó tres carriles sin darse cuenta: "Podía haber matado a alguien", dice. Jimmy quiere "arreglar" las cosas.

Pero no es hasta que su secretaria le dice que "ha tenido suerte", porque "se podía haber matado" (Kim hablaba de los demás, no de sí misma, como posibles víctimas de su imprudencia), cuando Kim abre los ojos. Estaba dispuesta a volver a las andadas, entre papeles de nuevo, pero se planta. Kim deja de ser Kim para decir "basta". Y se va de cabeza a un Blockbuster a alquilar unas películas, a evadirse, a no hacer nada y olvidarse del trabajo que casi le cuesta la vida. Aún así, entre los Monty Python y Matar a un ruiseñor, Kim elige ver, por segunda vez en el día, al personaje de Atticus Finch, al que se quería parecer cuando era joven. Y volvemos a pensar en Chuck y ese paralelismo con Kim, cuando Jimmy le reconoce que a él nunca le interesó, pero sí a su hermano. Kim le anima a comer nachos con queso de bote, como el no va más. Kim se ha liberado, pero, ¿por cuánto tiempo?

EL FUTURO DE JIMMY
La pareja vacía el bufete, despiden a su secretaría que mira enfadada a Jimmy. "Tendremos una pared mejor", dice Kim. Ella rescata de la papelera el cuaderno con los teléfonos de las ancianas a las que Jimmy vuelve a engañar por última vez. En una última jugada maestra (tal vez sea éste el "farol" del título), Jimmy se deja en evidencia delante de las mujeres durante la clase del yoga-silla. Tras el enfado de su hermano (que le tacha de arruinar la vida a los demás), Jimmy intenta ser constructivo para que Irene recupere a esas amigas que perdió por su culpa con tal de ganar el caso y llevarse el dinero. Jimmy es reprobado por ellas cuando deja claro que engañó a Irene. Así consigue que las amigas de Irene regresen con ella, a pesar de que pierda su negocio.

En la cuarta temporada lo más seguro es que Kim no ejerza durante un tiempo y que sea Jimmy el que se busque la vida, trabajando para Gus ya que Mike (al que no vemos en este episodio) está metido en el ajo. Si la mesa de Kim es la del futuro Saul Goodman, podría ser entonces cuando Jimmy se quede con el mobiliario de ella. ¿Qué hará Kim, dejará de trabajar por miedo a convertirse en una Chuck en el futuro, no verá con buenos ojos que Jimmy trabaje para un criminal? No me gustaría que muriera como Chuck. Ojalá Kim siga viva, pero alejada de Jimmy y le vuelva a encontrar como Gene, el de la tienda de dulces.

Jimmy ha sufrido un efecto dominó. Acude a casa de Chuck, con remordimientos, cuando casi ve morir a Kim. "Qué sentido tiene, vas a segur haciendo daño a la gente, y luego a pedir perdón", le echa en cara Chuck. Y vaticina: "Harás daño a todos los que te rodean". Sin Chuck, Kim se puede convertir en la única persona a la que Jimmy no querrá hacer daño, pero a saber si lo conseguirá. Jimmy se va descolocado de casa de Chuck. Por eso, intenta arreglar el asunto con la anciana Irene, por las palabras de Chuck. Por eso, la muerte de Chuck provocará otro efecto dominó en Jimmy, tal vez, el más importante de su vida, el que le haga convertirse en el definitivo Saul Goodman.

GUS FRING Y HECTOR SALAMANCA
Salamanca no se fía del padre de Nacho que reprueba que esté haciendo sus negocios en su taller. Un motivo más para que Nacho lo quiera ver muerto. En su encuentro con Gus Fring, le vuelve a dar uno de sus ataques. No sabemos si se recupera o no, aunque todo apunta a que Salamanca se quedará en silla de ruedas después de esto, tal y como le conocimos en Breaking Bad. Gus no quiere verle muerto, y le reanima. También observa a Nacho, cómo éste recoge las píldoras que caen al suelo para tapar las pruebas si acude la policía. Gus sabrá lo que trama Nacho. Que todos trabajen para Gus no me extrañaría nada. Aunque Nacho no aparece en Breaking Bad, Saul menciona a un tal Ignacio que debe de ser el mismo.
  • Fotos de la tercera temporada.
  • Curiosidades de la segunda temporada.
  • Opinión del piloto de Better Call Saul.
  • Todas las entradas de Breaking Bad en el blog aquí.

4 comentarios:

Angelwy dijo...

Muy buen resumen! Pero Nacho sí que salía en Breaking Bad, trabajaba con Tuco. Saludos.

Marc Kily dijo...

Nacho no sale en Breaking Bad. Sólo "aparece" cuando Saul le menciona la vez que Walter i Jesse le llevan al desierto para amenazarle delante de la caravana de noche.

Conra dijo...

Quien ha dicho que Chuck muere? Eso te lo has sacado de la manga, no?

Mariló García dijo...

Supongo que con ese final, Chuck debía morir, el arco de personaje está agotado.
De todas formas, el actor que lo interpreta, Michael McKean, ha confirmado la muerte de Chuck en una entrevista. Aunque su personaje seguirá apareciendo en flashbacks. http://www.hollywoodreporter.com/fien-print/better-call-saul-season-3-finale-explained-1015384