21.6.17

American Gods 1x8 creer o no creer (claves y curiosidades)

Claves y curiosidades (easter eggs) del episodio 1x8 de American Gods, con spoilers, pero sin mencionar nada relacionado con el libro de Neil Gaiman, sólo con la serie. Éste es el último episodio de la primera temporada. Ya hay confirmada una segunda temporada!

Episodio 1x1
Episodio 1x2
Episodio 1x3
Episodio 1x4
Episodio 1x5
Episodio 1x6
Episodio 1x7


Come to Jesus está dirigido por Floria Sigismondi. Supone la revelación de Odín como dios y el comienzo de la anunciada guerra entre los dioses. Visualmente, la serie es única y este episodio lo demuestra, recordándonos a Hannibal en más de una ocasión.

(a partir de aquí con spoilers)


EL SEÑOR NANCY Y EL ORIGEN DE BILQUIS
El señor Nancy es modisto, un lujo contar con alguno de sus trajes de seda de araña. Como no quiere ser sólo el sastrecillo valiente, también cuenta una historia (a lo señor Ibis) sobre el origen de Bilquis. En una secuencia muy parecida a la de un asesinato en masa en Hannibal, vemos una orgía de cuerpos desnudos, alrededor de la diosa y un alegato feminista de tomo y lomo. Otros dioses querían quitarle el trono a la reina. Vemos a uno de ellos, cuya cabeza parece la de Grot de Guardianes de la galaxia. Bilquis lo mata, y a todos los de la orgia, los convierte en líquido negro y los absorbe por la vagina. La Luna vigilante nos traslada a 1979 (se transforma en su pelo afro). En Teherán, baila en una discoteca muy sensual con otra mujer. Esta escena, según Bryan Fuller, está inspirada en la cantante Grace Jones.


El poder de todas las mujeres, del renacimiento y la creación, subyuga a unos hombres que se arrodillan y hacen regalos, pero enfada a otros, la ira nos hace mover el el culo, e hicieron lo de siempre, tardaron pero lo consiguieron, quitarle el poder, con pistolas, cuchillos y pollas afiladas, les daba miedo que lo tuviera una reina… Despojada de su poder, Bilquis viaja en avión a Hollywood: se trajina a uno en el baño que leía un periódico, que hace desaparecer.

BILQUIS Y LOS DIOSES MODERNOS
El SIDA aparece. Para EEUU una mujer poderosa puede ser un problema, y busca la forma de castigarla por ser quien es. Vemos a Bilquis con secuelas en la piel, vagabunda: llegó a olvidarse de que llevaba una reina dentro. Mira restaurante etíope y en la tele cómo Isis destruye los dioses de Yemen. La crueldad de los hombres que se sienten amenazados por las mujeres fuertes es infinita. Tecno Boy, dios moderno de internet, le ofrece un nuevo altar, un móvil, desde el que ganar mayor puntuación. Quien tenga más seguidores gana la partida. Tecno Boy habla del valor de las impresiones únicas, le brillan los dientes de oro. Ella le intenta seducir, pero él la aparta, no quiere "alimentar a su alma desde la nebulosa de su vagina". Y amenaza: "Tienes una deuda conmigo y me lo voy a comer". Al final del episodio, Bilquis va en bus a Wisconsin y le pregunta a un tipo con iPad que dónde está el baño, igual que al del avión.



LA FIESTA DE PASCUA
"La vida es larga cuando tienes mucho que lamentar", dice Nancy. Sombra se enfada porque Odín ha matado a Vulcano, que a punto está de romper el trato porque le ha enfadado. "Estoy cabreado porque has matado a un hombre y te están haciendo un traje como si fueras El Padrino". "No confundas la confusión con la ira", le dice Odin. Sombra tiene una pesadilla mientras van en coche a casa de Pascua. Una montaña de calaveras que él escala, en un paisaje rojo, donde ve un gigantesco árbol y el búfalo con los ojos en llamas. En Kentucky les persiguen los mismos conejos blancos que a Laura, pero Odín no los esquiva si no que los atropella diciendo que no los van a recibir bien. En una magnífica casa al lado de un lago se celebra una fiesta, con colores morados a juego con la corbata y camisa de Sombra. Una fiesta de niños, con chuches y conejos que cagan caramelos de colores. Es 16 de abril, la Pascua. Odín relata la verdad sobre un día en el que a la gente le gusta por los conejos, por la resurreccin, por los caramelos… Sombra se fija en los invitados: una virgen dando de amamantar, varios Jesús, etc. La fiesta pagana se la dedican a ella y aparece luminosa Kristin Chenoweth (con la que Bryan Fuller ya había trabajado en Pushing Daisies).

Si te fijas, la habitación con el papel de las paredes, la colcha y las cortinas a juego, ya era algo que vimos en su personaje de Pushing Daisies, como recuerda Fuller.

JESÚS Y SOMBRA
Jesús (Jeremy Davis) aparece con un halo de luz y un cáliz en la mano, dice conocer a Sombra y le da a entender que el también. Odín: "Los dioses son reales si crees en ellos". Sombra ya entiende que son dioses. Jesucristo es un Jesucristo, hay muchos otros. Ve un cura con agujeros en las manos por los que se les cae los caramelos. Jesús está sentado ahora sobre el agua de la piscina. "Yo soy la fe. No sé cómo no creer". Y le dice Sombra: "Yo no sé creer. Puede que no crea de verdad, no me creo nada de esto. Todo lo que me ha pasado es un sueño lúcido". Y Jesús: "Sólo puedes avanzar en la dirección que te señalan tus sentidos y debes recorrer el camino hasta el final".

ODÍN Y PASCUA
Sombra se "enamora" de Ostara (Easter/Pascua). Confiesa que como iba siempre pegado a su madre por eso le llaman "sombra". Odín le dice que ya no rezan en su nombre aunque celebren la Pascua, que desde el momento en que Jesús resucitó, a ella la olvidaron. "Tú trabajas y él se lleva los rezos". Odín miente para tenerla de su aldo. Le diceque a Vulcano le mataron los nuevos dioses y le enseña la gran espada que lleva escondida en la chaqueta de una forma imposible. "Te rendirán culto", le promete si se alía a él. El hambre era un sacrifico ancestral, dice Odín, ahora no pasan hambre. Meten la mano en el congelador, y al microondas. Odin dice que les obligue a rezar. Que se lo ganen. Ella quita, ella devuelve, oración-recompensa, el contrato ancestral. Pascua habla con sus conejos como Odín hace con sus cuervos.

LAURA Y PASCUA
Llega Laura en el camión de helados. Laura vomita gusanos. Se le abren las costuras. Pascua le echa la bronca a Sweeny por llevarla allí. Pascua no tiene el don de resucitar, si no que vuelve a dar vida. Pascua busca la última imagen en la retina, porque necesita saber por qué murió y ve a Sweeny. No puede hacer nada porque la mató un dios, no puede deshacerla. Laura lo flipa claro, y Sweeny se acojona. Laura eleva a Sweeny de los huevos para sonsacarle quien le mató. "Sé desgranar guisantes" (JAJA). Por qué la mató. Fue un sacrificio. Sombra es el hombre adecuado. Sweeny dice que los dioses juegan siempre, con todos (da a entender que él también es un peón). Necesitaba a Sombra, que no tuviera nada que perder.

GILLIAND ANDERSON COMO JUDIE GARLAND
Media aparece en la casa, tenía cita con Pascua. No para de hablar. Ellas popularizaron la fiesta, "casi inventamos el brunch". Media es en realidad Judie Garland en la película Desfile de Pascua, baila con uno de los esbirros de Tecno Boy, sin cara, que parece Fred Astaire.

DIOSES MODERNOS CONTRA ANTIGUOS 
Mientras los sin rostro se multiplican, Media dice que "una diosa tiene que ser exótica como una perla, y Miércoles es carbón". Ambos bandos quieren a Pascua. "No sé me representa bien en los medios", le recrimina Pascua. "Te tienes que alegrar de que los hombres sigan creyendo en algo que no tiene pantalla". Odín aparece y le dice que los hombres sí pueden creer, que hay para todos. Tecno Boy aparece. Odín: "Proporcionáis una distracción innovadora, la belleza de nuestro poder es que sólo tenemos que inspirar". Tecno dice que no tienen influencia. "Eres la hostia de viejo, los tiempos están cambiando y no se puede luchar contra el proceso". Odin sonríe (Ian McShane en su salsa). "Los humanos crean a los dioses cuando no entienden qué pasa. Pasan las cosas porque los dioses quieren. Quieres que te pasen cosas buenas, sé bueno con tu dios". El señor Mundo aparece: "Tú sólo importas para los temas de guerra y no va a haber una guerra". Mientras lo dice, el cielo se llena de nubes. No tengo que luchar, dice Odin. Tengo fe, le dedico estas muertes a Ostara y un rayo mata a los sin rostro.



ODÍN DA MIEDO Y SOMBRA CREE
Al final es cuestión de fe. ¿Quién eres? sigue preguntando Sombra. Y Odín, por fin, muestra todo su poder, afirmando, entre otras cosas, que sus cuervos son pensamiento y recuerdo. La cámara gira a su alrededor y grita que es Odín. Y anima a Ostara que demostrar quién es también. Entonces sale el sol, es poesía pura, pero lo seca todo a su alrededor. Salen petalos de su cara, como en American Beauty. El señor Mundo agoniza, desaparece, y dice que es la guerra. Que recuperarán la primavera los creyentes y ateos cuando recen por ella. "Sí creo", dice Sombra. "Creo en todo". Y es cuando ve a Laura, para pena de Odín, dice que le gustaría hablar con su marido y Sombra sonríe.


Cómo mola Ian McShane como Odín, clavadito aquí que en Deadwood!

No hay comentarios: