4.2.15

You're the Worst, la comedia televisiva anti San Valentin

Echo de menos una serie como You're the Worst, de FX. Y más en estos días en los que medio mundo celebra el amor idealizado y el mercadeo del sentimiento. "Si ambos sabemos que no funcionará, entonces no durará". Ése es el mantra, la engañifa al final, de una pareja de amigos-con-derecho-a-roce que, mientras intentan esquivar al amor, no se han dado cuenta que han caido en sus redes, sin marcha atrás. ¿No es éste el amor verdadero, el que no buscas, el que te infecta sin darte cuenta, del que no puedes huir aunque lo pretendas, el amor correspondido de una forma plena?

Lo primero que vi de You're the Worst fue su póster, que inmediatamente sumé a mi ránking de pósters de series con alcohol. Si Stephen Falk, el guionista de Weeds, estaba detrás, seguro que no me iba a dejar indiferente. Además, mezclaba a un escritor british (Jimmy) desencantado con el amor y abandonado (Chris Geere) –¡esa flema inglesa!– con una yanquie pasada de rosca (Gretchen) agente en una discográfica (Aya Cash) –que para más inri me recuerda a una amiga mía, clavadita–. Y encima la primera temporada son sólo 10 episodios, que se pasan volando, que se pueden ver del tirón. En España, aún no se ha estrenado, una pena considerando que You're the Worst ha sido incluida entre las mejores series de 2014 (incluyendo la mía, claro). Además de la pareja protagonista, aplausos para la mejor amiga de ella (y hermana de la ex novia de él), cansada de su matrimonio: Kether Donohue es un descubrimiento, ¡vaya vis cómica!

You're the Worst (Eres lo peor) se estrena en Comedy Central (España) el 22 de septiembre.

De You're the Worst (Tú eres lo peor, me gusta traducirla) me quedo con sus chispeantes diálogos y con algunas frases memorables, de ésas que prácticamente no se escuchan en televisión.
  • La deshonestidad para no herir los sentimientos es menospreciar; pero para obtener cosas gratis es simple economía.
  • Quiero a mi cliente como al hijo negro que aborté en el instituto.
  • El sexo grupal consensuado es muy diferente a una orgía.
  • ¿Por qué querríamos hacer lo que la gente normal? La gente normal es terrible.
  • Podríamos recordar que la monogamia es una construcción social libre de necesidades biológicas.
  • Una mañana me desperté y era feliz. Fue horrible. Apesto cuando soy feliz.
  • Las mujeres, la felicidad romántica, son mi kriptonita.
  • Estamos huyendo del matrimonio. No somos feministas. Es miedo.
  • Mi ex novia fue una elección. Tú y yo somos inevitables.

A partir de aquí, claves y curiosidades de los 10 episodios.
En el piloto, la pareja se conoce en una boda. Se oye: "Como decían los Beatles: 'Sólo necesitas amor'. Y un vestido de Vera Wang". La primera vez que hablan, Jimmy le confiesa que su ex sólo llegaba al orgasmo analmente. Ése es el nivel. Dos minutos después él le hace un cunnilingus a ella. "Las discográficas son el enemigo", delaración de intenciones de un rapero.

En el episodio 2 hay un diálogo delirante entre Jimmy y su compañero de piso, Edgar (Desmin Borges) sobre la película Todo en un día (Ferris Bueller's Day Off, 1986). Una niñata representada por Gretchen le dice que lleva un microtatuaje en la vagina de Nickelodeon. En este diálogo se denuncia la explotación de menores de edad en el mercado discográfico. "Te haremos una sesión de fotos con Terry Richardson", concluyen. Cuando cenan en un caro restaurante (Insouciance, algo así como cool), él se queja de los precios: "¿32 dólares el pellizoni, pero de qué está hecho, de prepucio de águila calva?". Van al cine y luego en casa, ella le comenta que pensaba que todos los ingleses eran unos reprimidos. "Esos son los galeses", reclama él.

En el episodio 3 ya se duchan juntos mientras se depilan. Verguenza cero. "¿Por qué te duermes después de tener sexo? Parece un gordo de una comedia americana". El compañero de piso le cocina una fritata para desayunar, mientras ella queda con su amiga: "¿Te acuerdas cuando tú y Chingy aspirábais K de mi vagina?". Tremendo pasado.

En el episodio 4, beben y beben y vuelven a beber. "Dios, beber de día es lo mejor", dice él. "Ésta es una de las profesiones en las que se puede hacer" (ella). Él: ¿Tiene una profesión en la que puedes beber de día?". Ella: "Se puede en cualquiera si lo quieres de verdad".

En el episodio 5 descubrí (y me recordó mucho a Happy Endings) lo que es entre los hipsters de Nueva York el Sunday Funday. Para coger mesa, "ha sido como un Juego de tronos hipster". Es decir, esos domingos en los que hay que salir sí o sí y ponerse de bebida hasta las trancas, mezclando cerveza, champán, de garitos al aire libre o de petacas. Una especie de competición. "Las mierdas hipsters divertidas son sólo pobres mierdas latinas divertidas de hace 10 años". "Daniel Craig parece un bebé enfadado", le recuerda él cuando ella opina que le gusta como James Bond (¿primeros celos?). Un hipster presume de sus gafas de la película Drive. En una tienda de discos eligen uno de Génesis, preguntándose cuál es el miembro del grupo que más les gusta. Él la invita al Festival de Cine de Tribeca.

En el episodio 6, un ligue de ella le recuerda: "Como actor negro puedes hacer de traficante, atleta, juez y, a veces, de dios si eres viejo" (un guiño al omnipresente Morgan Freeman, claro). "¿Somos sarcásticos o somos de verdad exclusivos?". Comienzan las dudas.

En el episodio 7 ella le pregunta si quiere que ponga a los Smiths (son tristes e ingleses como él). Cameo grande: a Sandra Bernhard, que hace de sí misma, la llaman "la lesbiana de Roseanne".

En el episodio 8 vemos hacer yoga con cintas de circo, tan de moda ahora. En el cine, los amigos negros de Gretchen (ella lleva a raperos en la discográfica) dicen que ven películas de Wes Anderson y que se ríen cuando aplauden a Bill Murray. Según Jimmy, sobre las pelis de negros: "Me gusta quejarme cuando hay inconsistencia entre personajes, fallas en las tramas y el mantenimiento de una conversación humorística en general". Gretchen, que es una macarra, se viste de pija cuando queda con sus padres adinerados. No es ella. Es genial cuando la pantalla se parte en dos (lo vemos a menudo en la serie) y comparamos las reacciones de ambos cuando ella se encuentra un anillo de compromiso en un cajón.

En el episodio 9 hay un flashback y una reflexión agria de Gretchen antes de conocer a Jimmy. "Primero te casas, luego consigues un trabajo estúpido, tienes hijos y te mueres. Pero lo que no sabes es que todo ese tiempo ya estabas muerta".

En el episodio 10 hacen una barbacoa con mucha borrachera incluida, y vemos a Gretchen meterse uno de esos batidos verdes detox.

6 comentarios:

Lolo dijo...

Había visto esta serie en su momento, me sorprendió bastante y me gusta este tipo de formato de comedia que se escasean ultimamente. Me refiero a los diversos sitcoms, con risas enlatadas y varios estereotipos que se suelen caer en este tipo de "comedias de situaciones". Pasa lo mismo con "Silicon Valley", no sé si lo habéis visto, está muy bien hecho, satírica y comedia a medio camino, inclusive algunas pullas y parodias a los grandes ejecutivos y gurús del mundo geek.

Muy buena entrada. Un saludo.

Mariló García dijo...

Lolo, Happy Valley fue una de mis favoritas también de 014

http://yonomeaburro.blogspot.com.es/2014/08/happy-valley-bbc-secuestro-suicida-una-de-mejores-series-2014.html

Anónimo dijo...

No conocía esta serie, me la voy a descargar. Gracias por avisar por los spoilers. A ver qué tal es esta serie que por su premisa parece original, ya era hora uno que tuviese cierta originalidad y contraria a los tópicos de los amoríos televisivos de vertiente cómica.

Y perdona por la intromisión, el usuario que ha escrito el primer comentario se refería a Silicon Valley, comedia de HBO sobre el mundo de la informática y sus entresijos oscuros, no la miniserie dramática británica Happy Valley. Vamos, que tuviste un lapsus traicionero porque se parecen los nombres a primera vista.

María R.

Isa Martínez dijo...

¡Hola!
No soy mucho de este tipo de series, pero tengo que reconocer que cuando la vi me sorprendió mucho. Me enganchó de mala manera y me veía capítulo tras capítulo.
Tengo pendiente escribir mi opinión para el blog.
Un beso

Mariló García dijo...

María R., vaya cruzada de cables, sí! xD

Mar dijo...

La quimica entre la pareja protagonista es muy buena, al igual que los secundarios.
Guión ágil y divertido.
Lo que me temo es que se vaya reblandeciendo a medida que las leyes del romance se impongan. Celos, exclusividad, etc...
Espero que resista.
Es más ligera que "Man seeking woman", tal vez porque esta es mucho más surrealista.
Tambien pasa mejor que "Broad city" que es muy loca.
O "Hello ladies", que es muy de vergüenza ajena.
En el fondo, Jimmy y Gretchen son más
convencionales de lo que quieren aparentar.