31.12.10

Crítica. The Tourist, mejor la original: El secreto de Anthony Zimmer


Después de ver The Tourist, ví Sweeney Todd, película musical de Tim Burton que me había dado pereza ver en su momento. Comparando, ¿en qué momento se perdió Johnny Depp? ¿Es que sólo le sabe meter mano su amigo Burton? ¿Es que cada vez le pesa más los manierismos de Jack Sparrow? En The Tourist frena los tics del pirata, pero lleva su mismo eyeliner y tiende a sobreactuar one more time. Sin embargo, Depp no es lo peor de esta peli de acción, intrigas y malentendidos. ¿Cómo ha podido ir a los Globos de Oro? Ah, sí, que va Burlesque, también. Un timo. Angelina Jolie va de absoluta diva (hiperdelgada), como una top-esfinge a la que han colgado joyas caras (de Asprey) y modelitos Mad Men Style. Camina sigilosa por toda la película, también contenida, como si a su heroína de Salt la hubieran dado un tranquilizante. Tim Burton la podía haber fichado para Mars Attack, como contoneante extraterrestre.

Falla la química entre ambos actores. Cuando se besan todo resulta frío y distante, de mentira. De hecho, si hubiera que elegir al personaje más creíble éste sería Venecia, espléndida la ambientación y la fotografía, eso sí. Falla el guión, mucho menos claro que en la película original en la que se basa, la francesa El secreto de Anthony Zimmer (2005). ¿Y los secundarios? Ves a Rufus Sewell, Timothy Dalton y hasta a Paul Bettany, totalmente desaprovechados. The Tourist es una gran producción mala, para fans de los protagonistas y, especialmente, para los que no hayan visto la peli francesa y no puedan (o quieran) comparar.

Mi recomendación, mejor la peli francesa. En El secreto de Anthony Zimmer, Sophie Marceau no es tan espectacular como la Jolie, pero tiene buena química con Yvan Attal, cuyo personaje resulta ser más interesante que el de Depp. ¿Diferencias entre ambas? (ojo, puede contener spoilers) En la francesa te ponen sobre la mesa todo el lío desde el comienzo. Hablan de Zimmer, al que buscan y del que sospechan se ha operado la cara. Las escenas son más rápidas en la francesa (en The Tourist se recrean excesivamente en los movimientos de la Jolie, que llegan a cansar). Attal no pone la cara de atontao de Depp, se muestra un poco nervioso y, sobre todo, es evidente que se siente atraído hacia la desconocida que se le sienta en el tren. En la francesa no se mueven de Francia (no van a Venecia), él no es un turista yanqui y desde el mismo comienzo él se presta a ir con ella donde le lleve (las cosas se dicen a las bravas). Lo que más me gustó de la original es que cualquier detalle se explica. ¿Por qué él, un tipo normal, un traductor, va en primera en el tren? Porque es "el único lujo que me puedo permitir", dice. Y los asientos, ¿no son numerados? Claro. Y así se lo recuerda el revisor. Sophie Marceau le dice que tiene la impresión de haberle visto antes, vamos, que la francesa ofrece muchas más pistas al espectador (porque es obvio) que la yanqui. Vemos a la pareja hacer algo de vida tras conocerse, incluso van a la playa, la Marceau hace top less, pasean, comen juntos... Pero en la yanqui no vemos nada de esto. Dan por sentado que dos desconocidos duermen en la misma habitación de hotel porque sí.

La famosa escena de Depp en pijama corriendo por los tejados de Venecia, es en la original mucho menos efectista: él sale en vaqueros, sin camiseta, y corre por entre los coches. En la francesa tampoco existe el otro hombre que creen que es Zimmer (interpretado por Rufus Sewell), si no que Attal se comunica a través de los diarios. Cuando le lleva al piso para esconderle, el cambio es brutal en la francesa. En la yanqui vemos cómo Depp se viste de blanco camarero y fuma un cigarro de verdad, algo muy pueril, la verdad. En la francesa, el tío se viste impecable y con gafas oscuras y no hace falta más. Tiene presencia. La resolución final tiene más encanto en la francesa. Hay una caja fuerte que se abre con la huella dactilar (como debería ser, no con números) y ella también le deja escapar. Pero se ve que hay feeling entre los dos. Yo a la Jolie y a Depp en ningún momento me los creí. Demasiadas escenas de acción y poca explicación de la relación de estos dos extraños en un tren. Otro remake que se podían haber ahorrado.

+En la premiere en Madrid de The Tourist con Angelina Jolie, Johnny Depp y Brad Pitt, fotos y vídeos.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

llevas toda la razón. m

Mlo/Yonomeaburro dijo...

has visto la original ya? :)

Butaques i somnis dijo...

Yo tampoco me explico como está en los Globos de Oro, creo que esté año sí que habrá gran diferente entre los Globo y los Oscar... esperemos!
No soporto a Angelina...

sofia martínez dijo...

¡Me parece entretenida! Uno de los desaciertos más notorios de Deep, definitivamente. Sin embargo la película no me parece “una porquería” primero porque el escenario donde se filmó es muy agraciado, Venecia tiene una arquitectura impresionante, muy bella, así que por la parte visual pues se agradece mucho a esta cinta. Por otra parte el elenco está genial, Jonny Deep y Angelina Jolie no necesitan presentación pero Timothy Dalton cuya participación en series y películas es muy reconocida hace un papel estupendo en este filme, y no podemos olvidar a Paul Bettanny, uno de mis actores favoritos. Como todo, “The Tourist” tiene puntos malos (demasiados) pero también buenos y eso es lo que hay que aprovechar de las películas.