10.10.10

Glee 2x3: esto es tan Cristo-Chic

Tras el apabullante y divertido episodio dedicado íntegramente a Britney Spears ("It's Britney, bitch"), nos ha llegado el episodio 2x3 mucho más espiritual y algo difícil de digerir. Si los chicos 'veían' y cantaban a lo Britney porque iban colocados de anestesia, en éste se debaten entre la fe y la razón. El padre de Kurt entra en coma: ¿rezamos o confiamos en la acupuntura? Durante la semana, en Twitter ha sido trendtopic "Grilled Cheesus". Alucinante. Fynn creía ver la cara de Cristo en un sandwich de queso y lo llamaba así. Sin embargo, me quedo con la frase de Kurt al entrar a la iglesia con Mercedes y su super sombrero de plumas. "It's so Christ-Chic". Excepto Kurt ("Dios es el Santa Claus de los adultos") y Sue ("Rezar a algo que no existe no es moral, es cruel"), para mí los grandes personajes de Glee, el episodio me ha parecido un rollete: por la muy pastelera relación de Fynn y Rachel, una pareja de reprimidos que a mí me agota, y algunas canciones interminables.

3 comentarios:

fallerella dijo...

Totalmente de acuerdo contigo con que Kurt y Sue son los grandes personajes de la serie. Para mi también serian Santana y Brittany, pero no les dan bastante "chance" como dirian en spanglish.

Son los que tienen el punto marica mala o mala baba, como lo quieras llamar que para mi es lo mejor de la serie. El punto musical de sorpresa y como usaban que canciones para contar según que ya ha perdido el factor sorpresa, asi como los mash-up, espero equivocarme pero creo que esta serie poco a poco irá decayendo.

Mlo/Yonomeaburro dijo...

Fallerela, creo que deben elegir con mas cuidado los temas. La verdad es que en este epi han metido varias baladas, demasiado largas y poco conocidas. Eso, cansa... Glee es mejor cuando se vuelca en la comedia y, sí, en la mala baba, en poner un poco las cosas del revés...

Sadaofujiwarasan dijo...

Es verdad que glee es mejor con la comedia, aunque el episodio de britney no me gusto mucho, y este menos... Aunque lo de grilled cheesus fue genial, lo mejor del episodo.